lunes, agosto 25, 2008

Gracias

Ayer madrugué para ver el partido de baloncesto entre Estados Unidos y España. La verdad es que yo era de los pocos optimistas que creía que teníamos opciones más que reales de ganar la medalla de oro.

El partido fue una clase magistral de como se debe jugar a baloncesto, y digan lo que digan, esa lección sólo la dió un equipo, el que vestía de blanco. Estoy harto de oir que la liga americana es la mejor del mundo. Ya demostraron los griegos que les puede ganar y ayer España les dió una lección de baloncesto, que como al final ganaron, los americanos no se van a molestar en aprender.

Yo ví a dos equipos que eran la noche y el día. El nuestro, jugando un baloncesto increíble, impresionante y otro meramente físico y totalmente individualista. Los principios más básicos ejecutados perfectamente e incluso se dejaron tiempo para alguna filigrana ( ¡grande Rudy! ). Fue una demostración de que en baloncesto, los americanos están actualmente un paso por detrás del resto.

Los americanos se dedicaban a pasarse la bola entre ellos hasta que uno entraba como podía ( las faltas en ataque no deben existir en USA ) y punto. No juegan a nada, y me temo que tal y como están evolucionando nunca lo harán. Ya les dijo Larry Bird cuatro verdades bien dichas cuando perdieron contra Puerto Rico hace unos años, y vez de escuchar a uno de los mejores jugadores de la historia, han seguido e inlcuso aumentando todo lo que les critico el "blanquito".

Dicen que nos superan físicamente. En eso estoy de acuerdo, pero que les hagan el control anti dopaje al acabar el partido como le toco a Pau y entonces ya veríamos quien hubiese ganado el oro. O algo más simple todavía, que les piten los pasos que hacen, las faltas en ataque, en defensa, los tres segundos en zona... las cosas más básicas del baloncesto y que ellos se pasan por el forro. Hubo un momento de partido en que Kobe Bryant hizo unos pasos tan descarados que hasta el pabellón los protesto y la cara que puso el árbitro ante las protestas de Aito lo dijo todo. Parecía querer decir que no podía hacer nada. Lamentable.

Ayer me senti orgulloso y mucho, de ver como el baloncesto de siempre, el europeo que yugoslavos y lituanos elevaron a lo más alto, ha demostrado que es muchísimo mejor que a lo que juegan los americanos. Ayer, con ayudas, nos ganaron, pero creo siceramente que su egemonía está más cerca de extinguirse que de otra cosa.

Y por cierto, dejar de llamar a la selección la ÑBA, porque sinceramente, baloncestísticamente hablando, estamos a años luz de los americanos. Si quieren ellos, que se llamen ACBA.

2 comentarios:

Flintstone dijo...

Y las dos técnicas al banquillo español al final del partido? Con que hubieran pitado los pasos de los americanos, sólo con eso, habríamos ganado el oro...

ertxo dijo...

Las técnicas estaban cantadas. Viendo el partido perdido, los nuestros se dedicaron a protestar lo que se aguantaron durante el todo el partido.