jueves, mayo 28, 2009

Una vez más, todo vale

- Policía municipal, dígame
- Hola buenas noches. Estoy intentando dormir, pero tengo debajo de casa a gente gritando y coches dando vueltas a la rotonda con las bocinas a tope. No hay quien duerma y me levanto a las 7 de la mañana.
- Pero poco podemos hacer con la gente, es como los sanfermines, un evento importante.
- ¿Y con los los coches?
- Con esos sí.
- Es que me parece genial que estén contentos, pero la gente queremos dormir, y aguantar por un equipo de aquí, pues vale, pero es que encima es un equipo de fuera.
- Ya voy mandar un coche para asustar un poco. ¿Eres del Madrid o qué?
- No, me he alegrado de que ganase el Barcelona, pero ahora toca dormir.
- Pues espérate como se salve Osasuna, la que tocará el domingo.
- Pero será distinto porque aguantaré por el equipo de casa.
- Ahora mando un coche.
- Venga gracias, buenas noches.

Es increíble lo que se puede hacer por el fútbol. Me imagino montando ese follón porque el Barcelona de balonmano gana también la Champions, y seguramente acabaría la gente en comisaría o denunciados. ¿Por qué se deja tanto al fútbol? ¿Por qué es un acontecimiento en Pamplona que gane el Barcelona algo? Yo me alegré de que ganasen, pero no creo que sea como liar la que liaron en la calle.

En fin, ahora tengo mucho sueño, demasiado.

10 comentarios:

Uno que pasa dijo...

LLevo escuchando lo del partido desde el domingo, erre que erre, y me da que lo tendremos así unos días más, hasta que se sacien.

Soy de los que veo un partido y cuando acaba desconecto y Santas Pascuas. Aunque sea de casa. No creo que porque unos hayan ganado unas primas colosales por un suledo colosal sea para festejarlo. Decir que el equipo se embolsa una cantidad sustanciosa de pasta, etc, etc. Los colores para los forofos, que no los entenderé.

No vi el partido, no tenia ganas. Hoy por la mañana me he enterado, enhorabuena a los premiados. Suerte tengo que mis vecinos no sean del Barça o que pasan del asunto, lo siento jaico.

Yuck dijo...

Pues si, pues si. Es como cuando hay partido en el Sadar (seguirá siendo el Sadar) y hay coches aparcados en: aceras, medianas, arcenes de variante, tres filas supletorias en el parking de la uni...

Sin embargo, cuando hay velada de Kick Boxing en Anaita y puesto que cada vez tiene más tirón, la policía municipal tiene orden de hacer estragos, dado que la zona está horrible para aparcar.

Es solo por poner un ejemplo, hay miles.

Anónimo dijo...

Ay! Qué mala es la envidia...

drakul dijo...

os estais haciendo viejos...

ertxo dijo...

¿Envidia de qué? De los únicos que tenía envidia es de lo que han podido dormir sin problemas.

drakul dijo...

http://www.diariodenavarra.es/20090529/tudela/la-policia-multa-33-conductores-tudela-tocar-claxon-celebrar-titulo-barca.html?not=2009052902215830&idnot=2009052902215830&dia=20090529&seccion=tudela&seccion2=tudela&chnl=10

Esto es lo que consigue gente como tu, ertxo. En nombre de esos 33, gracias. (Como te vea levantar un poquito la voz debajo de mi casa, aunque sea 6 de julio, llamo a la policia)

ertxo dijo...

Es que es delito tocar la bocina a partir de las 10 de la noche. ¿A qué si tu vecino monta una fiesta en su casa hasta las 3 de la madrugada hubieses protestado?

ertxo dijo...

Ya he leído la noticia y he visto comentarios a favor de las multas.

Estoy seguro que si tú y yo hubiésemos salido con banderas y a bocinazo limpio celebrando el doblete del Itxako, hubiésemos sido multados.

Y ese es el problema, que por el fútbol se puede, pero para el resto de cosas no. Y para colmo, esto es Pamplona, no Barcelona.

paperboy dijo...

Me ha gustado mucho este post. Me ha parecido genial la conversación y la pregunta del poli, incrédulo: ¿Eres del Madrid?
¿Y si fuera que sí? A ver qué te habría respondido.

Fraggle dijo...

Soy del Barça y celebré el título como la que más pero en mi casita, sin gritos y desde luego que al día me levanté a las 6.30 para pasear al perro (que tambien es del Barça) y sí, Ertxo tiene razón: no todo vale y para y eso de que es un día...
Cuando no es una cosa es otra y ¡ay del que tenga una terraza de Bar bajo el balcón!